Loading...
21 de Mayo N° 797, Coyhaique + 56 67 2211019 dsandoval@senado.cl

*Senadores y senadoras de Chile Vamos hicieron un urgente llamado a dar prioridad a la iniciativa legal, la que fue despachada en los últimos días, por la Comisión de Trabajo de la Cámara Alta

Son poco más de 80 mil las personas que en nuestro país sufren alguna enfermedad terminal. Por eso, senadores y senadoras de Chile Vamos hicieron un urgente llamado a la mesa de la Cámara Alta, y también al Gobierno, para que se priorice el trámite legislativo del proyecto de ley que permite el retiro de fondos previsionales para aquellos chilenas y chilenos que padecen alguna de estas enfermedades.

A través de un comunicado prensa, los parlamentarios UDI, RN y Evopoli, hicieron hincapié en que “los tiempos legislativos no son comparables con la necesidad de estas personas”, señalando que ante la compleja situación que viven, se debe avanzar rápidamente en la iniciativa legal, la cual fue despachada, en los últimos días, desde la comisión de Trabajo de la Cámara Alta.

En ese sentido, dijeron que, independiente de la diversidad de temas que está analizando hoy el Senado, se tiene que avanzar urgente, tanto por el “deterioro físico y humano” de los afectados, como también por los costos económicos y patrimonial de las familias de quienes están en esta condición.

El proyecto establece que todo afiliado, que sea certificado como enfermo terminal, tendrá derecho a percibir una pensión que se calculará como una renta temporal a doce meses, la que será pagada por la Administradora a que estuviera afiliado a la fecha del pago, con cargo al saldo de su cuenta de capitalización individual.

En el caso de los pensionados, la pensión de referencia será el promedio de las últimas doce pensiones recibidas, o el promedio de las que haya percibido en el caso que no registren doce, antes de ser certificado como enfermo terminal.

Una vez que esto sea ley, el proceso para solicitar esta pensión especial duraría alrededor de un mes, lo cual también esperan poder modificar, acortando estos plazos, considerando los plazos que se contemplaron para el primer y segundo retiro de fondos de las AFP. “Hemos recibido el llamado de quienes sufren esta realidad social, humana y de salud, por lo que se le debe dar la urgencia que amerita a este proyecto. En estos casos, todas las personas afectadas, tienen claros y categóricos diagnósticos susceptibles de certificación expedita ante los organismos contralores”, precisaron.

Por lo mismo, llamaron al Ejecutivo “a darle máxima prioridad al tema”, enfatizando en que “nos sentimos y nos hacemos cargo de esta demanda, pues entendemos el drama que están pasando”.

De acuerdo a cifras entregadas por la Ministra del Trabajo, María José Zaldívar, durante el trámite de la iniciativa en la comisión de Trabajo de la Cámara de Diputados, en el país hay aproximadamente 86 mil personas con enfermedades terminales, de las cuales 46 mil tienen un cáncer en estado terminal y 40 mil son pacientes no oncológicos.

Cabe señalar que el comunicado fue apoyado por los senadores UDI David Sandoval, Iván Moreira, Juan Antonio Coloma, Alejandro García Huidobro, Claudio Alvarado, Jacqueline Van Rysselberghe, Luz Ebensperger, José Miguel Durana y Ena Von Baer; los RN Francisco Chahuan, José García, Rafael Prohens, Marcela Sabat, Juan Castro, Keneth Pugh, Manuel José Ossandon, Rodrigo Galilea y Carmen Gloria Aravena (IND) y el senador Evopoli Felipe Kast.

El proyecto ahora deberá ser analizado por la Comisión de Hacienda del Senado.